Archivo de la categoría: 2021

Vacunas contra el Coronavirus

Share on FacebookTweet about this on Twitter

Covid 19

¡LLEGAN LAS VACUNAS!covidvac1

Enero 2021

Las vacunas contra el Covid 19 que llegaron o están próximas a llegar traen un soplo de alivio a todas las sensaciones de angustia, temor e inseguridad experimentados durante todo el año 2020. La expectativa mundial por ellas se ha visto acrecentada, dada la confirmación de una nueva ola de contagios en casi todo el planeta. La experiencia acumulada en vacunas por parte de la comunidad científica fue de gran utilidad en la investigación y creación de inmunizaciones contra el covid en distintas partes del mundo. Esto hizo que, a menos de un año de la aparición de la enfermedad, se pudieran contar con vacunas que prueban ser efectivas contra el virus.

Todas las vacunas poseen como estrategia para su acción crear en el organismo suficiente cantidad de anticuerpos para combatir al agente productor de la enfermedad, en este caso el Covid 19. Hay variadas tecnologías para lograr ese objetivo y cada grupo científico trabajó y sigue trabajando en una o varias de ellas para obtener esa respuesta. Estas son las denominadas plataformas de investigación que permitieron o permitirán el descubrimiento y producción de las vacunas. Las plataformas más importantes para la formulación de las vacunas contra el Covid 19 a la fecha son: 1) Las que introducen material genético del virus para que sea reconocido por el sistema inmune y genere posteriormente anticuerpos. 2) Las que utilizan los denominados “vectores virales”, es decir transportadores de genes virales por intermedio de otros virus modificados 3) Las que se basan en “subunidades proteicas”, o sea incorporan algunos componentes del virus original que han demostrado obtener una buena respuesta de anticuerpos sin provocar enfermedad. 4) Las que emplean al mismo coronavirus de forma atenuada o inactivada, método tradicional en la generación de muchas vacunas contra otras enfermedades.

covidvac3

Para el desarrollo de todas estas plataformas se requieren investigaciones científicas que incluyen pruebas o fases avalando que las mismas se encuentran en el camino correcto para su utilización masiva.

Fase 1: Se analiza seguridad, la generación de anticuerpos y la tolerancia. Se efectúa en grupos de menos de 100 participantes compuesto por adultos jóvenes y sanos

Fase 2: Se evalúa, además de los aspectos anteriores, eficacia y la dosis óptima.

Fase 3: Se busca determinar de manera más completa la eficacia y la seguridad con una mayor cantidad de participantes. En esta etapa queda definida la formulación de la vacuna. Llegada a esta instancia, si los resultados son positivos se aprueba la vacuna para su comercialización.

Fase 4: La vacuna queda autorizada por las autoridades regulatorias. No obstante, continúa en vigilancia continua y con la valoración de su efectividad. Esta fase es la que incluye la vacunación a gran escala en la población general.

covidvac4

Desde casi el conocimiento de la enfermedad numerosos laboratorios iniciaron esta carrera de 4 etapas para obtener la vacuna adecuada, utilizando los distintos métodos o plataformas según experiencias y estudios previos. A mediados de septiembre de 2020 había 142 vacunas en distintas fases de evolución.  A continuación, enumeraremos las vacunas que han cumplido o se encuentran cumpliendo en la actualidad las 4 fases mencionadas y llegan o estarían llegando en poco tiempo a nuestro país. Las denominaciones aquí utilizadas corresponden al nombre con el que se las conoce a nivel popular.

covidvac6

  • Vacuna Spuknik V (Instituto Gamaleya). Rusia: Utiliza como plataforma, vectores virales distintos entre la primera y segunda dosis, separadas en un lapso no menor a un mes. Esta vacuna acaba de completar la fase 3 siendo a la fecha la primera que arriba a nuestro país. Los resultados en las investigaciones indican que es una vacuna segura y bien tolerada. Los efectos adversos más comunes correspondieron a dolor en el sitio de la inyección, hipertermia, dolor de cabeza de músculos y articulaciones. No se detectaron efectos graves. No reúne demasiada experiencia en adultos mayores de 60 años.
  • Vacuna Pfizer: Como plataforma utiliza la introducción de nano partículas lipídicas del covid 19. Posee como particularidad que parte de la fase 3 se desarrolló en nuestro país. Es una vacuna segura con buena generación de anticuerpos luego de 2 dosis, incluso en adultos mayores. No tiene reportados efectos adversos serios y no hubo anormalidades postvacunación.
  • Vacuna Moderna: Nano partículas lipídicas del Covid 19. Se aplica también en 2 dosis y produce anticuerpos suficientes para prevenir la enfermedad. Los efectos adversos son similares a los anteriores que fueron pasajeros y se resolvieron en su totalidad.
  • Universidad de Oxford (Aztra-Zeneca): Utiliza como la rusa vectores virales. En este caso adenovirus de chimpancé. Ha demostrado ser una vacuna segura y con efectos adversos menores o similares a los anteriores. Su producción estaría garantizada en la Argentina y su distribución en México. Sin embargo, por un error en la comunicación de los resultados su aparición en la actualidad se halla demorada. No obstante, ello, es casi seguro que en breve llegará a nuestro país.
  • Vacuna Sinovac (China): Emplea virus muertos o inactivados para provocar la respuesta de anticuerpos. Genera adecuada respuesta a la enfermedad luego de 2 dosis separadas por 28 días. Se han descripto una menor cantidad de anticuerpos en adultos mayores. Los efectos adversos son similares a las anteriores. La fase 3 de esta vacuna se desarrolló en Brasil, país que tendría adquiridas las dosis necesarias para la cobertura de su población.
  • Vacuna Sinopharm (China, Wuhan Institute): Utiliza también virus Covid inactivados.
  • Vacuna Sinopharm (China, Beijing): Emplea vectores virales como la rusa y la Oxford.
  • Vacuna CanSino (China, Beijing): Tecnología similar a la anterior.

covidvac2Dado que a la fecha no se conoce tratamiento efectivo contra la enfermedad será fundamental la implementación de una campaña de vacunación que incluya principalmente a la población de alto riesgo: personal de salud o personas en contacto diario con enfermos, adultos mayores y personas con enfermedades crónicas.

El año 2021 nos depara entre otras cosas seguir en parte conviviendo con el virus con todas las medidas de prevención, pero también ser testigos y partícipes de la gran epopeya de una vacunación a gran escala.

Sea cual fuere la vacuna que se nos aplique debemos pensar que es el resultado de investigaciones científicas serias, dando respuesta, hasta ahora la única, a la erradicación de la pandemia y a volver a poner en funcionamiento al mundo.

covidvac5

Si bien la vacunación no debería ser obligatoria, los estados deben garantizar que la misma llegue a los mencionados grupos de riesgo sin distinción de niveles económicos, razas o grupos sociales. Que así sea.

Fuente: Gentile A. y col. «Covid 19: desfíos para el pediatra». Programa Nacional de Actualización Pediátrica. S.A.P. 2020

Seguí también a La Carta del Doctor enlogo-facebook

 

Cannabis

Share on FacebookTweet about this on Twitter

MARIHUANA Y MEDICINA

Lo que hay que sabercannabis

Enero 2021

La planta de Cannabis, vulgarmente conocida como marihuana es originaria del continente asiático habiéndose encontrado registros arqueológicos de su utilización ya desde la Edad de Piedra. El registro más antiguo de su utilización como medicamento data en China 2600 años antes de Cristo, siendo luego ampliamente empleada como terapéutica de variadas enfermedades en el Antiguo Egipto, Grecia, Roma, Egipto, Roma, Medio Oriente, India y finalmente en la sociedad europea hasta su prohibición en el siglo XX.

cannabis3

Los usos terapéuticos que se dieron de la planta durante todas estas épocas fueron variados, a pesar de desconocerse con ciencia cierta los mecanismos de acción. Entre ellos el cannabis fue utilizado como ansiolítico, antidepresivo, para la pérdida de memoria, como analgésico frente a dolores importantes, como antifebril, antialérgico, contra la bronquitis y el asma.

El principio activo de la planta fue descubierto recién en 1960 y, en 1980, un trabajo realizado en Brasil demostró su eficacia en la reducción de las convulsiones en epilepsias severas sin existir efectos tóxicos o efectos adversos graves. Sin embargo, el estudio fue desestimado por la comunidad científica internacional considerando al mismo como apología de la droga.

Finalmente, en la década del 90 fueron identificados en el cuerpo humano los receptores que utiliza la droga para ingresar al mismo.

cannabis6

En nuestro país, fue Manuel Belgrano en 1795 quien promovió el cultivo del Cannabis en el suelo nacional a fin de facilitar el desarrollo económico y social. Los preparados de la planta fueron de venta libre en farmacias y droguerías argentinas hasta que un decreto del presidente Figueroa Alcorta en 1919 limitó su comercialización. De allí en más sucesivas leyes fueron prohibiendo su utilización hasta ser incorporada en la Ley de Estupefacientes del año 1989 que termina penando su tenencia, cultivo y consumo sin diferenciar su utilización terapéutica. En 2015, luego de una larga lucha legal, los padres de una niña de 2 años consiguieron la autorización para tratar con cannabis la enfermedad convulsiva grave que la misma presentaba. En 2017 se sancionó la ley de Investigación Médica y Científica de su uso medicinal. Ella sólo habilitaba luego de trámites burocráticos la importación de aceites de Cannabis a un elevado costo. Finalmente, durante este 2020, el decreto presidencial 883 autorizó el auto cultivo, el cultivo solidario, el cultivo asociado y el expendio de aceites, cremas y fármacos en farmacias, creando un marco reglamentario que permite un acceso oportuno, seguro, inclusivo y protector de quienes requieren utilizar el Cannabis como herramienta terapéutica.

cannabis5

Actualmente se sabe que hay alrededor de 500 compuestos químicos en la marihuana de los cuales aproximadamente 100 poseen actividad terapéutica. Entre ellos, los más estudiados son el Delta9 tetra hidrocannabinol (THC) y el Cannabidol (CBD) que interactuarían con los receptores descubiertos hace ya más de 30 años. Del mismo modo, se sabe hoy que existe en los organismos vivos un sistema “cabinoide” responsable de la regulación de múltiples funciones vitales que involucran al sistema hormonal, nervioso e inmunológico. Sumado a ello también se confirmó que estas mismas sustancias pueden ser producidas también en el mismo ser vivo.

Dicho sistema serviría para modular ciertas funciones como lo son el apetito, la sensación de dolor, el estado de ánimo, la memoria, el aprendizaje, el miedo, la inflamación, las función cardiovascular, respiratoria y reproductiva, la modulación de las defensas y el metabolismo óseo y adiposo entre tantas otras.

cannabis4

Los avances logrados en la investigación del cannabis y sus compuestos han puesto de manifiesto la potencialidad de los mismos en la terapéutica de una gran cantidad de enfermedades, muchas de ellas difíciles de tratar como por ejemplo las epilepsias graves sin respuesta a otras drogas, el autismo, la fibromialgia, el dolor crónico, las migrañas y las enfermedades inflamatoria intestinales entre otras

por intermedio de los receptores descriptos anteriormente, distribuidos en distintas partes del organismo.

Dada la naturaleza química de los mismos su presentación terapéutica habitual es por intermedio de aceites cuya vía de administración ideal es la sublingual. Existen en la actualidad algunos productos de la industria farmacéutica con cannabis. Su indicación debe ser precisa y avalada por un profesional de experiencia en su utilización. Es importante destacar al respecto que aún no hay producción nacional de los mismos siendo su procedencia habitual Estados Unidos.

cannabis2

La Medicina en general está siendo testigo a la fecha de los avances en el conocimiento terapéutico del Cannabis. Los resultados favorables obtenidos especialmente frente a síndromes convulsivos y al dolor hacen pensar en futuras y más amplias indicaciones con el acompañamiento legal correspondiente.

Fuente: Taratuto N. y col. «Cannabis» Programa Nacional de Actualización Pediátrica. S.A.P. 2020

Seguí también a La Carta del Doctor enlogo-facebook

 

Enfermedades intestinales inflamatorias crónicas

Share on FacebookTweet about this on Twitter

¿QUÉ SON LAS ENFERMEDADES INTESTINALES INFLAMATORIAS CRÓNICAS?

La importancia de conocerlaseiic1

Enero 2021

Las denominadas enfermedades inflamatorias intestinales crónicas constituyen un grupo de patologías que como su nombre lo indica afectan el aparato digestivo en distintos sectores, provocando procesos inflamatorios que se prolongan en el tiempo, alterando la calidad de vida de la persona o incluso comprometiéndola en forma severa.

Este grupo de enfermedades está compuesto por tres entidades:  La denominada Enfermedad de Crohn, la Colitis ulcerosa y la enfermedad intestinal no determinada, esta última llamada así por poseer similitudes con ambas generalmente al inicio del proceso.

Si bien las tres afectan el tracto digestivo, cada una de ellas provoca lesiones en distintas regiones y presentan distintas evoluciones. Así la Enfermedad de Crohn puede afectar cualquier parte del tracto digestivo, la colitis ulcerosa se localiza sólo en el colon y los cuadros indeterminados desarrollan signos de una y otra.

eiic4

La importancia de estas enfermedades radica en el incremento de la frecuencia en niños durante los últimos años. Los datos estadísticos indican que el diagnóstico de estas enfermedades suele ocurrir en niños entre los 9 y 10 años. Muchas veces es difícil llegar al mismo dados los signos y síntomas inespecíficos que suelen provocar, especialmente en sus inicios.

La colitis ulcerosa es igual de frecuente en varones y en mujeres. Lo característico son las deposiciones diarreicas frecuentes con dolor abdominal y la aparición de moco y sangre en las mismas. Otra característica es la urgencia para defecar, las deposiciones frecuentes e incluso nocturnas a pesar del completo control de esfínteres. Dichos síntomas suelen acompañarse de falta de apetito y pérdida de peso.

La enfermedad de Crohn es más frecuente en varones y posee como característica provocar mal crecimiento y desarrollo del niño que incluso puede preceder a los síntomas digestivos o incluso ser el único. Son frecuentes las aftas que se van repitiendo, el dolor abdominal, la diarrea con o sin sangre, lesiones difusas alrededor del ano y progresivo deterioro del estado general.

Se cree que estas enfermedades se producen por una desregulación de la respuesta inmune frente a bacterias que normalmente son comensales, desencadenando una respuesta inflamatoria intestinal, especialmente en niños con una predisposición genética.

eiic5

La lactancia materna, el tipo de parto, los hábitos alimentarios y la exposición a antibióticos son los antecedentes más importantes que pueden impedir o favorecer el desarrollo de la respuesta inflamatoria. Por otro lado, ningún microorganismo específico ha demostrado a la fecha ser el agente causal.

La posibilidad de desarrollar cualquiera de estas enfermedades varía del 6 al 9% cuando uno de los progenitores se encuentra afectado. Si ambos la padecen el riesgo se eleva hasta el 30%.

El diagnóstico de estos cuadros se basa en los síntomas digestivos presentados, pero también por los signos de retardo en el crecimiento y desarrollo del niño, especialmente en la enfermedad de Crohn.

eiic2

Mediante la endoscopía digestiva suele llegarse al diagnóstico de ambas enfermedades. En la de Crohn   suelen observarse úlceras y alteraciones diversas de las paredes de distintas partes del tracto digestivo, lo que le da a esta patología una característica distribución segmentaria. En cambio, en la colitis ulcerosa los signos patológicos están localizados en el intestino grueso, pero en forma difusa.

Estos estudios suelen ser solicitados por el gastroenterólogo pediatra quien será también el encargado del seguimiento y del tratamiento. Este último se basa en disminuir la respuesta inflamatoria mediante distintas drogas solas o combinadas. A ello se suman las medidas higiénico dietéticas. En ciertas ocasiones es necesario el auxilio de la cirugía para corregir deformidades intestinales u obstrucciones provocadas por la evolución de la enfermedad.

Cuanto más precoz sea el diagnóstico mejor será la respuesta al tratamiento.

Como toda enfermedad crónica. las descriptas en este artículo, requieren controles periódicos, evitando recidivas o agudizaciones una vez diagnosticadas y habiendo superado el cuadro inicial.

Fuente: Orsi M. «Enfermedades inflamatorias intestinales crónicas». Programa Nacional de Actualización Pediátrica. S.A.P. 2020

Seguí también a La Carta del Doctor enlogo-facebook