Pico de contagios Covid

By | 29 diciembre, 2021
Share on FacebookTweet about this on Twitter

Las nuevas variantes

DELTA, OMICRÓN Y EL FUTURO DE LA PANDEMIAcorona2

Enero 2022

La pandemia parece no darnos tregua. Después de haber transcurrido casi todo 2021 con un descenso sostenido de infectados y de muertes por Covid lo finalizamos con un pico de contagios que nos acerca a las peores cifras de 2020. Estamos sin dudas en presencia de una nueva ola de pandemia y como tal nos tocará enfrentarla.

Las vacunas están modificando en parte el escenario. Si bien la cantidad de contagios hablan de la habilidad del virus en burlarlas, también es necesario aclarar que la cantidad de casos graves y muertes se ha reducido en forma notable, probando la eficacia de la inmunización para prevenirlas.

nuevaola1

Poco queda de la variante original del virus, aquel que se habría originado en Wuhan, siendo reemplazado en nuestro país por la variante Gama que dio lugar a la segunda ola. Desde principios de noviembre ha comenzado la tercera ola en Argentina, con predominio de la variante Delta que demoró su llegada a estas latitudes habiendo azotado al hemisferio Norte desde el invierno pasado.

Sin embargo, la variante Omicrón es la que se lleva la mayor parte de los comentarios en todo el mundo. Sucede que esta última supera en gran medida en contagiosidad a sus predecesoras, poniendo en jaque nuevamente al sistema sanitario, especialmente de Europa y América del Norte.

nuevaola3 - copia - copia

Probablemente, nuestro país aún esté atravesando la onda delta que cursa en el presente con un pico de contagios que se incrementa día a día, producto en gran medida de la relajación en las medidas preventivas y del contacto social que rodea a las fiestas de fin de año y el comienzo de la actividad turística. No obstante, se sabe que Omicrón ya está entre nosotros y parte del pico de contagios probablemente se deba a ella.

Como dijimos y por lo que se sabe hasta el momento, Omicrón es la variante más contagiosa de las que se tiene referencia.  Posee la capacidad de duplicar los casos cada casi dos días como está sucediendo en el Hemisferio Norte.

nuevaola6

La buena noticia hasta el momento es que no parecería producir cuadros más graves o incluso muertes. Los datos estadísticos así lo revelan. Sin embargo, no hay que dejar de considerar que esta nueva ola llega con parte de la población mundial vacunada, especialmente adultos mayores, que siempre fueron los más agredidos frente a las variantes anteriores. Por otra parte, si llega a ser tan alta la cantidad de contagios, proporcionalmente se incrementarán en forma indefectible las complicaciones y las muertes.

Frente a la aparición de una nueva ola la duda en relación a la efectividad de las vacunas se reitera. Lo aprendido durante este año indica que no suelen existir grandes variaciones de eficacia entre las distintas vacunas. Estudios realizados recientemente nos están confirmando que, con dos dosis de vacuna, lo que hasta hoy se considera un esquema primario, no parece suficiente para evitar el contagio como por otra parte lo demuestra la realidad reciente.

vacunacion2

Con un esquema de dos dosis la eficacia disminuye a un 40% para la infección y a un 80% para la enfermedad grave. Con tres dosis la eficacia subiría a 86% para la infección y un 98% para la enfermedad grave. Sin duda, aquellos países con mayor porcentaje de personas vacunadas estarán más preparados para enfrentar esta nueva variante. Argentina posee a la fecha más del 70% de vacunados con dos dosis, pero sólo un poco menos del 10% con tres dosis. El camino a seguir es indudablemente incrementar el ritmo de inmunizaciones para llegar lo antes posible a la cobertura adecuada. En resumen, dos dosis son necesarias para bajar los casos graves y la mortalidad, pero para bajar las infecciones necesitamos al menos de tres.

Nuestro país, como dijimos más arriba, vive en estos momentos un pico de contagios que por el momento no se acompaña de incremento en las internaciones por casos graves o de muertes. Sin embargo, la frecuencia en los hisopados y las consultas está saturando el ingreso al sistema de salud. Las guardias se llenan y el personal, ya reducido por licencias postergadas, no da abasto para responder a tanta demanda. Habrá que ver en el transcurso de los días si este incremento de contagios no se traslada a la internación tensando nuevamente la ocupación de camas.

nuevaola2

Yendo específicamente a la variante Omicrón, se observa que, dada su alta contagiosidad, puede desplazar a la Delta, acortando el ciclo de esta última. En otras palabras, Omicrón podría sacarle “víctimas” a la Delta debido a que las infectaría primero. Es probablemente el fenómeno que está ocurriendo en el Hemisferio Norte y que probablemente se traslade a nuestras latitudes.

Hay dos posibles “finales” a esta historia. El primero, optimista, supone que a favor de la alta contagiosidad y la “benignidad” de los cuadros Omicrón sería la primera versión “light” de la serie de coronavirus, provocando en el futuro catarros o estados gripales, requiriendo refuerzos periódicos de vacuna. El final pesimista incluye la contaminación de grandes poblaciones y el traslado de las mismas a las salas de internación, debiendo retornar las medidas de aislamiento preventivo, sin contar futuras mutaciones más peligrosas.

Entre ambas hay una gama casi infinita, pero todas incluyen a la vacunación como arma importante para acercarse al final más optimista. Nuestro futuro dependerá seguramente del mismo.

Fuente: Roa R. Blog “La biblioteca de Springfield”. Diciembre 2021.

Seguí también a La Carta del Doctor enlogo-facebook

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *